<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=270381907536151&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Cómo abordar el evento adverso asociado con la atención de enfermería

Comunidad S.C.A.R.E - FEPASDE
Publicado por Comunidad S.C.A.R.E - FEPASDE | 31/08/21 09:00 AM

Florence Nightingale dijo: “La enfermería es un arte: y si se va a hacer un arte, requiere una dedicación exclusiva tan dura como la de cualquier pintor o escultor.” Dentro de la actividad de la enfermería no son pocas las ocasiones en las que el paciente está expuesto al riesgo de sufrir daños, hay muchos factores que intervienen en ello, ya que más que una ciencia, curar es un arte, lo que implica la falta de certeza respecto de los resultados esperados.

Es por lo anterior que la mayor garantía que le puedes dar a tus pacientes es tratar de hacer todo lo que está a tu alcance para evitar que se materialice un riesgo asociado a la atención en salud, no en vano, la seguridad del paciente es una prioridad sanitaria a nivel mundial.

cta descargable reclamaciones jurídicas

La labor de enfermería tiene un valor fundamental en el proceso de atención en salud, son las y los enfermeros, las personas que:

  • Están más cercanas al paciente en momentos en los que este se encuentra vulnerable

  • Son quienes suministran los cuidados

  • Quienes velan porque se cumplan las órdenes médicas

  • Quienes de primera mano escuchan al paciente, brindan alivio y una palabra de aliento con lo que contribuyen a restablecer la salud física y emocional de las personas

Reconociendo esa labor, el año 2020 fue designado por la Asamblea Mundial de la Salud como el año internacional del personal de enfermería, paradójicamente, este mismo año el Talento Humano en Salud tuvo que afrontar la pandemia por la COVID-19, develando con ello las difíciles situaciones y condiciones laborales, los dilemas éticos y la incertidumbre de enfrentarse a un virus desconocido, sumándose a eso otros factores como: 

  • El estrés

  • La presión social

  • El agotamiento por los turnos extenuantes

  • El colapso hospitalario

  • La falta de personal

  • Entre otros

 

Estos contenidos también pueden llegar a ser de tu interés:

 

¿Por qué es importante hablar del evento adverso?

 

Evento Adverso en el campo de la enfermería

Desde siempre el evento adverso asociado a la atención en salud ha existido, por ello se han desarrollado, a lo largo del tiempo, múltiples protocolos y estrategias con la finalidad de prevenir y mitigar su ocurrencia. Según datos de la Organización Mundial de la Salud, se estima que los EA relacionados a una atención poco segura son probablemente una de las 10 causas principales de muerte y discapacidad en el mundo, esto significa que en muchos casos generan daños más graves incluso que la propia enfermedad de base o la razón que motivó la atención en salud. 

En nuestro país y siguiendo los lineamientos de la OMS, se ha impulsado una política de seguridad del paciente propia, con el objetivo de prevenir la ocurrencia de situaciones que afecten la seguridad del paciente, reducir y, de ser posible, eliminar la ocurrencia de eventos adversos para contar con instituciones seguras. 

Dentro de las estrategias implementadas por el estado colombiano, en desarrollo de la política de seguridad del paciente, se han expedido las siguientes normas: 

  • Decreto 1011 de 2006: define la seguridad como “el conjunto de elementos estructurales, procesos, instrumentos y metodologías basadas en evidencias científicamente probadas que propenden por minimizar el riesgo de sufrir un evento adverso en el proceso de atención en salud o de mitigar sus consecuencias.”

  • Resolución 256 de 2016: establece disposiciones en relación con el Sistema de Información para la Calidad y los indicadores para el monitoreo de la calidad en salud.

  • Resolución 3100 de 2019 del Ministerio de Salud y Protección Social en el estándar de procesos prioritarios: indica que “el prestador de servicios de salud cuenta con una política de seguridad del paciente acorde con los lineamientos expedidos por el Ministerio de salud y Protección Social”.

  • Artículo 2 de la Ley 2015 de 2020: dispone que la interoperabilidad de la historia clínica es ideal para contribuir con la seguridad del paciente. 

El Ministerio de Salud y Protección Social define el evento adverso como “el  resultado de una atención en salud que de manera no intencional produjo daño. Los eventos adversos pueden ser prevenibles y no prevenibles.” Es bastante común que se tienda a asociar cualquier complicación que sufra el paciente, durante el proceso de atención en salud, con la ocurrencia de un evento adverso, es importante diferenciar que la complicación es una situación distinta a un evento adverso debido a que esta se deriva de la patología del paciente, sus condiciones de base o los riesgos propios del tratamiento, es decir, que no es consecuencia de la atención en salud. 

Qué hacer ante un Evento Adverso

Por otra parte, los eventos adversos prevenibles son los que van a cobrar mayor relevancia jurídica, por ello es importante fortalecer la capacidad de quienes intervienen en la atención en salud para prevenir los eventos que realmente sean prevenibles. 

En enfermería la mayor cantidad de eventos adversos (prevenibles y no prevenibles) están asociados a: 

  • Úlceras por presión.

  • Administración inadecuada de medicamentos.

  • Flebitis y caídas, ocasionando en el paciente lesiones, prolongación de la estancia hospitalaria o la muerte.

Cuando ocurre cualquiera de esta situaciones, el personal a cargo del paciente está expuesto a que se inicien en su contra acciones legales, ya que existe una cultura que propende por buscar la sanción de quien participó en el proceso de atención, sin embargo, se ha demostrado que un evento adverso suele ser multicausal como consecuencia de procesos defectuosos que lo anteceden. 

Ante la presencia de un evento adverso es indudable que el paciente y sus familiares se vean afectados en su esfera física y psicológica, pero: ¿Quién no ha sentido el sentimiento de culpa cuando se administra un medicamento de forma equívoca o cuando el paciente se cae de la camilla y no tenía las barandas arriba? Es ahí donde comienza la duda de reportar lo acontecido con el paciente por miedo al juicio y al señalamiento. 

¿Qué hacer ante un evento adverso?

 

Cómo puede un enfermero enfrentar en Evento Adverso

Ten en cuenta que los eventos adversos asociados a la atención de enfermería se presentan incluso en los mejores centros hospitalarios del mundo, por lo que el hecho de que ocurra alguno no es sinónimo de que seas un mal profesional, como lo dijimos antes,  hay múltiples factores que inciden en su ocurrencia, así como la existencia de eventos adversos no prevenibles que se materializan a pesar de aplicar y cumplir con todos los estándares del cuidado asistencial. 

Recuerda que en palabras del Ministerio de Salud: La política de seguridad parte del reconocimiento del carácter ético de la atención brindada por el profesional de la salud y de la complejidad de estos procesos, por lo cual contarás con la activa participación de ellos para defenderlo ante los señalamientos injustificados. Adicionalmente, debes tener en cuenta lo siguiente:

  • La prioridad es el paciente. Ante un evento adverso lo principal es tomar las acciones necesarias para tratar de mitigar sus efectos a corto y largo plazo. 

  • Guarda la calma y solicita apoyo de tus colegas u otros profesionales de la salud según lo que requiera el paciente.

  • Registra en la historia clínica lo acontecido de manera cronológica sin realizar ningún juicio de valor, ni señalar o atribuir responsabilidades, no utilices expresiones como “error”, “culpa” o “evento adverso”, ya que la historia clínica es un documento para registrar las condiciones de salud del paciente, los actos y procedimientos médicos y extra médicos realizados por el equipo que atendió al paciente. El comité que realice el análisis será el encargado de determinar si realmente se trata o no de un evento adverso, las causas y las acciones a través de las cuales se puedan mejorar las barreras de seguridad y establecer un entorno seguro.

  • Mantén una adecuada comunicación con el paciente y sus familiares, informándoles de manera prudente lo acontecido. Involucrar al paciente y sus familiares en las acciones de mejora del evento adverso es una política de calidad en la atención. Ten presente lo que se recomienda para el registro de la historia clínica. 

  • Trata de generar un entorno de confidencialidad y confianza entre el paciente y los profesionales que intervengan en el proceso, esto se destaca dentro de la cultura de seguridad del paciente

  • Analiza qué está pasando y pregúntate si se trata de un evento adverso prevenible, no prevenible o una complicación. 

  • Si tu conclusión es que es un evento adverso, repórtalo en los formatos que tenga destinada la institución hospitalaria para tal fin, ten en cuenta que fomentar la cultura del reporte de los eventos adversos es de gran ayuda para mejorar los procesos. El reporte puede ser utilizado judicialmente como un indicio de culpa en contra del profesional que omitió hacerlo. 

  • Evita alterar la historia clínica, esto constituye un delito. Un juez puede llegar a entender que durante la ejecución de un acto en salud puedan ocurrir errores sin que esto implique responsabilidad, lo que sí es reprochable y no tiene justificación es que se trate de ocultar o engañar al paciente, su familia y a las autoridades con la alteración mencionada. 

  • Busca apoyo psicológico o emocional con alguien de tu entera confianza para que te escuche y te ayude a liberar la carga emocional que implica verse en este tipo de situaciones.  

  • Finalmente, es fundamental que busques asesoría jurídica de algún experto en la materia

CTA afiliación SCARE

En la S.C.A.R.E.-FEPASDE queremos protegerte en el presente y futuro, es por eso que estamos aquí y no te abandonamos, trabajamos incondicionalmente de forma que, incluso en los momentos más vulnerables, puedas continuar haciendo lo que mejor sabes hacer: proteger, resguardar y cuidar la vida de los demás. ¿Quieres ejercer con seguridad y respaldo? ¡Afíliate ahora!

 

Referencias:

2. Jha AK. Presentation at the “Patient Safety – A Grand Challenge for Healthcare Professionals and Policymakers Alike” a Roundtable at the Grand Challenges Meeting of the Bill & Melinda Gates Foundation, 18 October 2018 (https://globalhealth.harvard.edu/qualitypowerpoint, consultado el 23 de julio de 2019).
4. Olga Cubides Moreno: La gestión del riesgo en la atención sanitaria: ¿buena práctica o necesidad? Infoscare, Año 11, No 1, Feb-Abril 2020.
6. Literal A, Artículo 1 de la Resolución 1995 de 1999 del Ministerio de Salud y la Protección Social.

 

Tags: Normatividad Médica

Suscríbete a nuestro Boletín